martes, 7 de septiembre de 2010

Biblioteca Hispanoamericana Septentrional. José Mariano Beristáin de Souza.





Cuenta don José  Mariano Beristáín de Souza en  el prólogo de  su obra,  que fue durante  su estadía en  Valencia donde  leyó  por primera vez el grueso tomo  en folio  de   la  Biblioteca Mexicana,  de Juan  José Eguiara  y  Eguren,  al  terminarlo   buscó con anhelo la  continuación de la obra, hasta  que  su  maestro D, Gregorio Mayans  y  Circar le  informó  que el libro  de Eguiara  no se había  continuado, y menos  concluido. El primer  impulso  del joven   fue  terminar la  obra;  las noble intención  se  vio  frustrada  por una serie de acontecimientos  hasta 1794 año  que regresó  a la Nueva España para  tomar posesión  de  la canonjía  que le ofreció  el rey en la  catedral metropolitana de México. La idea  original de  concluir  la  obra  cambió  y optó por escribir una  nueva. 
Si  bien, utilizó como base  los  trabajos de  Eguiara,  emprendió el   proyecto  bajo  otro plan y  método.  A  diferencia   de Eguiara tomó la  decisión de  escribir su libro   en castellano y  no en latín,  también  modificó la  clasificación al ordenar alfabéticamente  a los autores   por  apellidos y  no por sus  nombres. 
Registró todas  las  historias de América, todas  las crónicas  generales de las ordenes  religiosas, y  las particulares de la Nueva España, Santo  Domingo, Guatemala  se  excusó de no   abarcar la  América  meridional  advirtiendo  que la  fuerza  no le  iba  a  alcanzar.  Visitó todas las  bibliotecas  de  la ciudad de México, Texcoco, Tepotzotlán  Querétaro,   y encargó  que  se  hiciera lo  propio en Guadalajara  y Valladolid (Morelia) consultó  bibliografías  hispanoamericanas así  como también la  Biblioteca  Hispana de Nicolás Antonio.  






La muerte  sorprendió a Berinstáín  el  23 de marzo de 1817  cuando apenas llegaba  la impresión del primer tomo  a  la  página 184. La  obra se  publicó  por  cuadernos  y  los suscriptores exigieron que  no  quedara trunca  Con  el manuscrito  completo, fue  posible   continuar  el trabajo.  La  tirada de los  dos tomos  siguientes  se  redujo  al  número  de ejemplares estrictamente necesarios  para satisfacer  a los  suscriptores,  de  lo  que ha  resultado que los  juegos  completos, sean  muy  escasos.   El encargado de la   edición fue Antonio Valdés quién  dio  fin a  la biblioteca en 1821.  Lamentablemente dejó   sin imprimir los anónimos y los índices, que   por  no  ser  parte de  la serie alfabética podían omitirse sin que fuera notado  por el lector.


En  1842 se  avisó  de   una nueva edición  de  la obra  dirigida  por el Pbro. D.  Juan  Evangelista Guadalajara que  nunca  tuvo  efecto.  En  1863 la  Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística  acordó  que  se  reimprimiera  la Biblioteca, sin  embargo  debido a  la  corta capacidad  de su imprenta y  temiendo no    imprimirla   con el  decoro  necesario  la Sociedad  cejó  en  su intento.
En  1867 los  impresores Andrade y  Escalante  tiraron los   primeros  pliegos, pero los  acontecimientos  políticos de ese año los  obligaron abandonar  la empresa ante  la urgencia  de exiliarse.  Fue  hasta  1883 que  Fortino Hipólito  Vera    realizó la    segunda  edición  en el poblado de  Amecameca en la  Tipografía de Colegio  Católico. 3 vols. Nicolás  León comentando la  edición  lamentaba  que  se  hubiera   impreso en pésimo papel, en tipos casi ilegibles y  de manera  incompleta.  En 1897  José  Toribio Medina tratando de completar el esfuerzo  publicó los anónimos  en Santiago de Chile en la imprenta  Elzeviriana. 


Editorial Navarro festejando veinte  años de su fundación   llevó  a cabo la  impresión de la tercera  edición. El   editor Enrique  Navarro mencionó que el motivo   principal   para  pensar en una nueva  edición  de tan  importante  documento, se  debió  a la gran escasez del  libro. Mencionaba  que   no  tenían  conocimiento  se  hubiese puesto en  venta ningún ejemplar de la primera  edición, por lo menos de cincuenta  años  a la   fecha (1947). Que esta  edición  estaba  valorada  en varios miles  de pesos, y que  de la  segunda  se habían hecho también  muy  raros los  ejemplares, alcanzando  un precio  de varios  centenares. Para  otorgar el  valor  justo al  anterior  comentario habrá  que  recordar  que los hermanos  Enrique y Daniel  Navarro  antes  de   ser  editores  se  dedicaron por  muchos años  a la  compra venta de  libros antiguos,  a principios de siglo  XX poseían  un local  en el  legendario mercado del   Volador

La  tercera  edición  incluyó por primera vez los  anónimos, índices y  las adiciones  de Félix Osores, José Fernando  Ramírez,  García Icazbalceta, Nicolás León, José  Toribio Medina, Enrique  R.Wagner, y  otros  más
Además  se agregaron 5 capítulos que  venían  a complementar la obra:
- Tres  siglos de  imprenta y  de Editores en México.
- Primeros Impresores y Editores de la América Española,
- Filigranas en papel,
-  Marcas de fuego de las  antiguas bibliotecas conventuales
- Notas bibliográficas de  Genaro Estrada






Marcas de Fuego


Filigranas 


La Biblioteca de Beristáin contiene alrededor de  cinco mil  fichas  biobibliográficas  que  independientemente de  los comprensibles  errores y  naturales omisiones en las que  pudo incurrir el  autor  permanece   como   fuente  de consulta  obligada  al   interesado  en  cualquier  aspecto de lo que fue  nuestra   apasionante época virreinal.






Beristáin de Souza, José Mariano. Biblioteca  Hispanoamericana  Septentrional o  Catálogo  y  Noticias  de los  literatos  que  nacidos  o  educados, o  florecientes  en la América  Septentrional Española , han dado a luz  algún  escrito, o lo  han dejado preparado para  las  prensa. México. Ediciones  Fuente Cultural. 1947.

14 comentarios:

Galderich dijo...

Obras como estas son las que se deben revisar y publicar con las ampliaciones (com así se realizó en 1947) como homenaje a unas formas de trabajar que fueron titánicas.

Si además se encuentran en internet mejor que mejor porque son de consulta necesaria para bibliófilos y estudiosos en general.

Gracias por esta historia que nos muestras. ¡Lástima que no tengas la primera edició!

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Galderich.

Creo que la Biblioteca de Beristáin no se encuentra todavía disponible en internet. Esperemos que solamente sea cuestión de tiempo para que la suban.

¡Tienes razón es una verdadera lástima no tener la primera o ya de menos la segunda!
Aunque el bibliófilo siempre mantiene viva la esperanza.

Gracias por tu comentario

Diego Mallén dijo...

Gracias por dar conocimiento de tan interesante tratado de bibliografía y por la noticia de la estancia de Beristaín en Valencia.

Como no tenía conocimiento de este teólogo ya he leído su vínculo con Valencia: a nuestra ciudad llegó en 1773 con 17 años a estudiar teología recomendado por el Arzobispo valenciano de la Puebla de los Angeles, Francisco Fabian y Fuero.

Seguro que con tu perseverancia y fortuna das con ejemplar de las tres ediciones para envidia letal de los amigos bibliófilos.

Saludos bibliófilos!!

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Diego.

Gran cantidad de historias bibliófilas nos conducen a Valencia.
¡No es casual!

Lo que me llamó la atención fue que se encontrara en la ciudad un ejemplar del único tomo publicado de la "Biblioteca Mexicana" de Eguiara.
Supongo que la explicación pudiera deberse a que Eguiara lo hubiese mandado ex profeso a Mayans en relación con las cartas latinas de Manuel Martí. Sin duda es un hilo sobre el que vale la pena hacer mayores indagaciones.

Gracias por tu comentario

Saludos bibliófilos.

Alberto Gamarra dijo...

Gracias por descubrirnos esta notable fuente de erudición bibliográfica, que tiene aún más mérito por haberse hecho en un fecha (relativamente) temprana en un México aún virreinal.

Me gustaría consultar la sección dedicada a las marcas de fuego conventuales y a las filigranas, asunto del que nos muestras dos laminas. Es un tema que siempre me ha llamado la atención.

Un saludo, Marco

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Alberto.


Cualquier dato que necesites consultar, de la publicación o alguna más reciente sobre macas de fuego, con todo gusto te lo mando.

Un abrazo.

Marco

Mario Cifuentes dijo...

Una pregunta, tu de por casualidad no tienes acceso a estos libros?? Es que estoy en Guatemala y necesito la biografía de un personaje, pero no la puedo consultar en Googlebooks

Marco Fabrizio dijo...

¡Hola Mario!

Con todo gusto te puedo proporcionar los datos que te hagan falta. Son ejemplares de mi biblioteca. Solamente dime de que personaje se trata y te subo la información.

Saludos.

Marco Ramírez

Andrea dijo...

Buen día,

Muchas gracias por la información acerca de la Biblioteca Hispanoamericana. Me fascinaría poder tener en mis manos las obras originales o algún fascimilar; como no es posible me conformo con los escaneos de dichas obras que encuentro en internet.

Aprovecho para hacerle una pregunta. Estoy buscando información acerca de Francisco Dimas Rangel,y encontré que se puede consultar la biografía de este relojero en la Bilbioteca de Beristaín tomo 3 pág 10. Desgraciadamente en googlebooks sólo encuentro el tomo II.

En una de las imágenes que subió en su blog veo, ¡con emoción!, que dice volumen tercero -de esta Biblioteca-. Me preguntaba si no es mucha molestia me pudiera compartir la información de este personaje.

Por su atención gracias.
Atte. Luna

Marco Fabrizio dijo...

Hola Andrea.

Con todo gusto, aunque por desgracia no es mucha, el libro dice lo siguiente:

" Rangel (D. José Francisco Dimas) natural dela N.E. maestro relojero de México, ingenio muy aplicado a la física y matemática. Entre otras muchas obras suyas se cuenta el actual reloj de la iglesia metropolitana y sus dos hermosas campanas. Escribió: Advertencias para el buen uso delos relojes de faltriquera , y para hacer juicio de su bondad, Imp, en México en 1787 8°- Discurso Fisico sobre la formación de Auroras Boreales. Imp. méxico , 1789 4°, "

Si no mal recuerdo en la Gazeta de México es posible encontrar más información sobre el personaje.

Saludos.

Marco Fabrizio Ramírez Padilla

Andrea dijo...

Hola Marco

Muchas gracias por la información y tienes razón no es mucho lo que hay acerca de este personaje. En otras fuentes que he logrado consultar, los datos que se mencionan sobre Rangel también son
pocos.

Revisaré la Gazeta por si encuentro más información de este personaje.

De nuevo muchas gracias por la información que aunque es poca me es útil.

Saludos
Andrea L.

Claudia Gonzalez dijo...

Habrá manera de conseguir estos libros en pdf o alguna copia o alguna edición que se publico en otro país?, Gracias!

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Claudia.
No conozco ninguna edición extranjera, es probable que algunas de las bibliotecas que tienen ejemplares lo tengan en formato pdf.
Saludos

Marco Fabrizio Ramírez Padilla dijo...

Claudia.
No conozco ninguna edición extranjera, es probable que algunas de las bibliotecas que tienen ejemplares lo tengan en formato pdf.
Saludos

Se ha producido un error en este gadget.
PlanetaMexico: buscador de México