martes, 17 de febrero de 2009

Valdés, Octaviano. El Padre Tembleque.

´1

2

Hace algunos días anunció el gobierno de la ciudad de México una considerable reducción del flujo de agua en los hogares de los habitantes de la ciudad. Disminución que se debe en gran medida a la enorme cantidad de agua que se pierde por fugas en la obsoleta red de distribución, la cual seguirá sin funcionar mientras los gobernantes de la ciudad sigan viendo su cargo como un trampolín hacia la presidencia y se gasten el presupuesto en obras que resultan espectaculares aunque se traten únicamente de elefantes blancos.

Tal noticia me trajo a la memoria el libro del Padre Tembleque, en donde se narra la vida y la titánica obra que empredió fray Francisco durante 17 años, en los que en base de una voluntad inquebrantable construyó un acueducto que resultó digno heredero de los que el Imperio Romano dejó en su tierra. La construcción unió los 45 kilómetros que separan los cristalinos manantiales del cerro Tecajete en Zempoala del sediento y árido pueblo de Otumba.
En uno de los sucesos más curiosos del libro el autor nos cuenta que fray Francisco de Tembleque tenía como mascota a un gato, que además de hacerle compañía le procuraba el sustento, ya que era un diestro cazador que lo abastecía constantemente de conejos, permitiéndole dedicarse de tiempo completo al trabajo.
El Padre Tembleque se publicó por vez primera en 1945 en la editorial JUS y se realizó una segunda edición en 1961 en la misma editorial. A pesar del tiempo, el libro sigue siendo el mejor escritó y documentado sobre el tema.

Que fortuna que el Padre Tembleque no aspiró a un cargo político.

Bibliografía. Valdés, Octaviano. El Padre Tembleque. México. Editorial JUS, 1945
1 Arcos mayores del acueducto de Zempoala.
2 Portada de la 1a Edición

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.
PlanetaMexico: buscador de México